Movilidad geográfica de los militares a lo largo de su trayectoria profesional

La movilidad a lo largo de la trayectoria profesional del militar es una característica o exigencia relevante que contribuye eficazmente a su capacitación y a la operatividad del Ejército.

La necesaria movilidad geográfica derivada de la disponibilidad por razones profesionales, generalmente, lleva implícitos unos traslados de domicilio que obligan al interesado y a su familia, a fijar su residencia en la localidad de destino, o bien a elegir otra localidad situada en sus proximidades.

Para facilitar esta situación, el militar dispone de diferentes ayudas y apoyos, atendiendo a las diferentes necesidades  que se le plantean al militar y a sus acompañantes, desde dónde residir en una nueva localidad, pasando por cómo trasladar sus enseres, así como la forma de efectuar el trayecto entre su localidad de origen y su nuevo destino.

Por ello en el presente artículo trataremos de despejar aquellas dudas que se puedan suscitar en relación a:

  • Viviendas
  • Residencias y alojamientos.
  • Mudanzas
  • Transporte

VIVIENDAS

La oferta de viviendas a las que puede optar el militar por necesidades derivadas de la movilidad geográfica que le exige su profesión, se recoge en dos apartados bien diferenciados.

Por una parte, se recogen las ayudas y apoyos que el Ministerio de Defensa pone a su disposición a través del INVIED.

Por otra parte se recogen los mecanismos informativos oportunos para acceder a información relevante sobre la oferta inmobiliaria de carácter particular existente en cada zona geográfica recopilada por la red de Oficinas de Apoyo al Personal.

Viviendas militares

El Instituto de Vivienda, Infraestructura y Equipamiento de la Defensa (INVIED) es un organismo autónomo dependiente del Ministerio de Defensa, integrado en la Secretaría de Estado de Defensa, y adscrito a la Dirección General de Infraestructura.

Entre otras, una importante función encomendada al lNVIED es facilitar la movilidad geográfica de los miembros de las Fuerzas Armadas, a través de las siguientes medidas de apoyo:

  • Facilitar una compensación económica para atender las necesidades de vivienda originadas por cambio de destino que suponga cambio de localidad.
  • Adjudicar viviendas militares en régimen de arrendamiento especial: Consiste en la cesión, en régimen de arrendamiento especial, de una vivienda al militar profesional, para atender las necesidades de vivienda por cambio de destino y localidad por razones del servicio. Solamente se pueden adjudicar en este régimen las viviendas militares declaradas NO ENAJENABLES por el Ministro de Defensa.
  • Proporcionar ayudas económicas para la adquisición de vivienda en propiedad: Consiste en una prestación económica no reintegrable que se concede a los miembros de las Fuerzas Armadas con el fin de facilitar el acceso a la compra de vivienda en el mercado libre, de forma anual y siempre que haya dotación presupuestaria para ello.

La concesión de estas ayudas se convoca en régimen de concurrencia competitiva con arreglo a los requisitos, procedimientos y criterios de valoración determinados en la Orden DEF/1777/2011, de 22 de junio.

Además de estas prestaciones, el Instituto pone a la venta las viviendas militares que quedan desocupadas, por el procedimiento de concurso, entre el personal militar y civil destinado en el Ministerio de Defensa.

Viviendas de propiedad particular

Actualmente la DIAPER ni gestiona ni dispone de ninguna “bolsa” de viviendas de particulares en alquiler o venta.

Sin embargo, la oferta inmobiliaria es muy amplia y variada, dependiendo de la zona geográfica donde busque su residencia. Por este motivo, la DIAPER  mediante sus diferentes Oficinas de Apoyo al Personal (OFAP), pone a su disposición una completa oferta de agentes inmobiliarios, que con carácter local podrán satisfacer sus necesidades.

RESIDENCIAS Y ALOJAMIENTOS

La oferta de residencias y alojamientos a las que puede optar el militar por necesidades derivadas de la movilidad geográfica que le exige su profesión, se recoge en dos apartados bien diferenciados. Por una parte tenemos las Residencias Logísticas Militares (RLM) y Alojamientos Logísticos Militares (ALM) gestionados por la Inspección General del Ejército como una parte más del apoyo al personal en materia de movilidad geográfica.

Por otra parte existe la oferta hotelera puesta a disposición del personal que por razones del servicio ha de trasladarse a una localidad diferente.

Residencias logísticas militares

La finalidad principal de las RLM y los ALM  es la de apoyar la movilidad geográfica de los componentes del Ejército que se desplacen o precisen alojamiento por razones de servicio, atendiendo en primer lugar las necesidades del personal que con motivo de la asignación de un nuevo destino o comisión de servicio sin derecho a indemnización, se encuentre desplazado en una localidad distinta a la habitual de residencia de su familia.

Según la OM 13/2009, las Residencias Militares de Apoyo a la Movilidad se clasifican según su finalidad en Alojamientos Logísticos Militares (ALM) y Residencias Logísticas Militares (RLM). Sin embargo, la posibilidad contemplada en la IG 02/12 de que las RLM y ALM puedan tener un uso principal y otro secundario, hace necesaria la existencia de una norma común que garantice la imprescindible coherencia en su clasificación, uso y funcionamiento.

Por otra parte, las RLM como organismos públicos y los ALM, como parte del organismo público USBA/USAC, se regirán por la legislación general aplicable a los Órganos de la Administración General del Estado, en particular por la Ley de Régimen Jurídico de la Administraciones Publicas y del Procedimiento Administrativo Común, la Ley General Presupuestaria y la Ley de Contratos del sector público.

Así mismo, dado su carácter militar, se regirán también por la normativa de carácter general aplicable a las Bases, Acuartelamientos y Establecimientos (BAE,s) y Unidades, Centros y Organismos (UCO,s) del Ministerio de Defensa y por la de carácter particular dictada específicamente para éstos.

Hoteles concertados

Además de las Residencias, tanto de acción social como las logísticas militares, la DIAPER pone a disposición de todos los componentes una Guía de Hoteles que recoje las ofertas que las distintas cadenas hoteleras proporcionan como un aspecto más del apoyo al personal, para que sirvan de referencia en los desplazamientos que el personal militar haya de realizar.

Las ofertas se refieren al precio de la dieta de alojamiento que fija el Gobierno para cada Grupo de la Administración, y está orientada a los viajes en comisión de servicio que se realicen, aunque generalmente los usuarios se podrán beneficiar también de las mismas en sus viajes particulares.

Al margen de esta oferta, las distintas Subinspecciones Generales del Ejército, así como diversas Unidades, Centros y Organismos mantienen a menudo estrechas relaciones con hoteles en su demarcación territorial, circunstancia que puede ser tenida en cuenta a la hora de realizar una comisión de servicio por si las mismas pueden mejorar las ofertas que se incluyen en esta Guía de Hoteles.

MUDANZAS

Una vez que el militar ha de cambiar de localidad para ocupar un nuevo destino, como consecuencia de la obligatoria movilidad geográfica a la que por razones del servicio está obligado, uno de los factores de mayor importancia si así lo decide es el transporte de su mobiliario y enseres a su nueva residencia.

Siempre que el personal militar tenga derecho a las indemnizaciones por traslado, y por tanto el transporte de mobiliario y enseres sean abonados por el MINISDEF en aplicación de lo establecido en el Real Decreto 462/2002  de 24 de mayo sobre indemnizaciones por razón de servicio, se pone a disposición del personal militar los servicios de transporte de una empresa, basado en un Acuerdo Marco establecido entre el MINISDEF y dicha empresa.

La tramitación del traslado, las justificaciones necesarias así como el abono de las indemnizaciones son realizadas por las diferentes Jefaturas de Intendencia de Asuntos Económicos dependientes de la Dirección de Asuntos Económicos.

En caso de traslado forzoso que origine cambio de término municipal de residencia oficial dentro del territorio nacional, el personal tendrá derecho al abono de los gastos de viaje, incluidos los de su familia, al pago de los gastos de transporte de mobiliario y enseres.

El volumen máximo autorizado en traslados nacionales se fija en un máximo de 24 metros cúbicos por el titular de derecho y 6 metros más por cada uno de los restantes componentes de la familia que efectivamente se trasladen, con un límite total de 78 metros cúbicos y, en cualquier caso, a una indemnización equivalente a tres dietas por el titular y cada miembro de su familia que se traslade.

En caso de traslado al extranjero tendrá derecho a un máximo de 30 metros cúbicos por el titular de derecho, pudiendo incrementarse en seis metros cúbicos más por cada uno de los restantes componentes de la unidad familiar.

Para aquellos transportes cuyo volumen sea inferior a 3 metros cúbicos el MINISDEF podrá optar por realizarlos con una empresa de transporte o mensajería distinta a la empresa adjudicataria del referido Acuerdo Marco.

Para ampliar la información y concretar detalles de ejecución debe ponerse en contacto con las Jefaturas de Intendencia de Asuntos Económicos correspondiente a la demarcación de su Unidad de origen.

TRANSPORTE

Existen dos opciones para el transporte del personal militar, en función de si se realiza por cuenta del estado o por cuenta propia.

Se considerará viajes por Cuenta del Estado, aquellos servicios de transportes, en los que el Ministerio de Defensa asume la totalidad del compromiso del pago, correspondiente al medio de transporte y clase autorizados en el Pasaporte Militar.

Por otra parte, con la finalidad de facilitar los transportes del personal militar, ya que uno de los aspectos singulares de la condición de militar es la obligatoria movilidad geográfica derivada de la disponibilidad permanente por razones profesionales concurriendo además la circunstancia de alejamiento de sus domicilios habituales, se pone a disposición del personal que viaje por cuenta propia, una serie de bonificaciones que están orientadas a facilitar este aspecto prioritario de apoyo a la movilidad geográfica del personal militar.

Todo lo anterior se materializa en convenios con entidades públicas y ofertas de empresas, que facilitan el transporte vía terrestre (carretera y ferrocarril) marítima y aérea.

Print Friendly, PDF & Email